Del díaSindicatos y más

Contratación flexible pero con prestaciones en las apps

No todos los empleados de las apps trabajan tiempo completo, por lo que los contratos deben ser flexibles

La reforma laboral en las plataformas digitales debe crear un esquema de contratación flexible, pues no todos trabajan la misma cantidad de horas.

El investigador Rodrigo García Reséndiz presentó una serie de recomendaciones para legislar este tema en su estudio Plataformas millonarias y empleos precarios: Las empresas de redes de transporte en México.

Datos del IMSS reportan que hay 500 mil repartidores o conductores que laboran en las aplicaciones, pero no todas lo hace de tiempo completo.

García Reséndiz señaló  que una tercera parte de los conductores y las conductoras de Uber en México trabajan de tiempo completo, mientas que la mitad tiene otro empleo.

Hasta el momento existen cuatro iniciativas presentadas en el Senado, que buscan reconocer y garantizar los derechos laborales de estos trabajadores.

En los documentos, proponen reformar la Ley Federal del Trabajo para incluir los temas de prestaciones, salarios, seguridad social, derecho a la organización y otros.

En tanto, la Secretaria del Trabajo anunció que están analizando la regulación y protección del empleo en este tipo de aplicaciones.

En tanto, el IMSS firmó un acuerdo con Beat, DiDi, Rappi y Uber para inscribir de manera voluntaria a los trabajadores y así contar con seguridad social.

Pero el académico señala que esta reforma debe incluir las obligaciones del patron en otros temas, como el Infonavit y la flexiseguridad

Este termino se refiere a poder obtener un empleo fijo después de dos años de trabajo por contrato temporal.

“Sin embargo, el sentido se ha ampliado hasta abarcar, de forma más general, todos los mecanismos del mercado de trabajo que ofrecen seguridad en el empleo a cambio de unas relaciones de empleo más flexibles”, dice la OIT.

Este es el nuevo modelo que propone el investigador, que podrá ser deseable porque toma en cuenta a aquellos que trabajan menos de 10 horas a la semana

Este modelo, no obstante, debe ser analizado e implementado con reservas, pues no se deben poner en riesgo los derechos labores.

Con información de El Economista

Etiquetas
Ver más

Notas Relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Back to top button
Close