Del día

Surgen nuevos sindicatos pretroleros para contender por la dirigencia

Especialistas señalan que estos grupos no son nuevos, e incluso pertenecen a la mafia de la dirigencia anterior

Al menos cinco nuevas agrupaciones ya empezaron a formarse para participar en la carrera por la dirigencia del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM).

Ante la promesa de la democratización de los sindicatos, por parte del gobierno federal, las agrupaciones han comenzado a consolidarse ante el gobierno, mientras que unas cuantas apenas se están construyendo.

Lo que sí es cierto es que estos dos grupos tienen una filiación muy clara: o son cercanos a la dirigencia anterior, que encabezaba Carlos Romero Deschamps, o pertenecen a Morena.

Uno de los grupos ya consolidados es Petromex, que ya tiene la toma de nota de las autoridades y que dirige Yolanda Morales Izquierdo, el cual está luchando por tener el control de contracto colectivo de trabajo,

También está el Sindicato Nacional de las Empresas Productivas del Estados, Petróleos Mexicanos, Subsidiarias y Filiales (SNEPEPM-SF), encabezado por Eliel Flores, que recibió su registro ante la Secretaría del Trabajo en octubre del año pasado.

En época de cambios, han aparecido otros grupos que buscan aprovechar los cambios que están ocurriendo en el mundo laboral y dentro de Pemex.

Uno de ellos es el encabezado por la senadora de Morena, Cecilia Margarita Sánchez, que va de la mano del grupo que dirige José Luis Peña Peña, esposo de la secretaria de Energía, Rocío Nahle.

Fuentes dentro del sindicato también señalan un grupo satélite al STPRM que ya se está conformando.

La conformación de tantos sindicatos dentro de una empresa significa una complicación para este gobierno, cuya resolución quedará en manos de la titular de la STPS, Luisa María Alcalde y su equipo, así como en el nuevo órgano regulador de los conflictos sindicales, que entrará en funciones a finales de 2020.

En tanto, los especialistas señalan que los grupos que ahora pelean el control son los mismos que pertenencias a los grupos de la mafia que existía desde la diligencia anterior.

“No hay indicios de que se haya abierto un proceso verdaderamente de participación de la base trabajadora del sindicato, sino que está decidiéndose dentro del mismo aparato que sostenía a Romero Deschamps”, dijo el coordinador de Centro de Investigación Laboral y Asesoría Sindical (CILAS), Héctor de la Cueva, en entrevista con El Economista.

Por ello, consideró que, en este caso, se corre el riesgo de que se queden a cargo los mismos mafiosos que compartían con el dirigente anterior la dirección del sindicato, como ocurrió con el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

Con información de El Economista y La Política Online 

Ver más

Notas Relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Close
Back to top button
Close