Quincena futbolera

La ruta americanista al campeonato

Ante la crisis financiera que vive Televisa, Emilio Azcárraga Jean dejó la Dirección General del consorcio el 26 de octubre de 2017 y se dedicó a administrar la división de futbol de la empresa, que incluye al equipo América.

Desde ahí y desde entonces, ha estado muy cerca de la escuadra de sus amores, lo cual ha trascendido a los medios en diversas ocasiones, por ejemplo, en varias comidas que ha organizado en la sede de la compañía con todo el equipo en las que se llegó a saber que le había pedido a Miguel Herrera el título del Apertura 2018. Azcárraga imprimió tal presión a su técnico con el campeonato que éste llegó a declarar: “Sin título de Liga, me veo fuera del equipo”. Hay que reconocer que es un entrenador de gran valía al grado que Club World Ranking lo tiene catalogado en el lugar 36 de los directores técnicos a nivel mundial.

Junto a Miguel Herrera, Azcárraga incorporó como Director Deportivo al talentoso Santiago Baños a quien sacó de la Selección Mexicana para que se hiciera cargo de las Águilas, entre otras cosas, porque había trabajado durante 17 años junto al “Piojo” y siempre formaron una estupenda mancuerna. Al iniciar este Apertura 2018 decidieron prescindir de algunos jugadores, como William Da Silva, Carlos Orrantia y los jovencitos Alejandro Díaz, Aldo Cruz, Ricardo Marín y Francisco Córdova y decidieron traer a Roger Martínez, procedente del Villarreal de España, Luis Reyes del Atlas, Jorge Santos del Santos y ante las lesiones de Jeremy Menez y Cecilio Domínguez, a Cristian Insaurralde,  por lo que prácticamente el plantel con el que habían trabajado el torneo anterior fue respetado. Realizaron una pretemporada aceptable en la que cabe destacar el empate a un gol contra el Manchester United en un encuentro sostenido en Pasadena, California.

El primer partido de este certamen fue sorpresivo y doloroso al caer 1-0 frente al Necaxa del nobel técnico Marcelo Michael en Aguascalientes, pero en seguida compuso la figura al vencer en casa al Atlas 3-0, al Pachuca 3-1 en el Estadio Hidalgo, al Monterrey 3-0 en el Estadio Azteca y al conseguir un empate con el Querétaro. En la fecha 6 sobrevino una derrota de 2-0 contra el León en el Nou Camp con dos goles de Mauro Boselli y entonces hubo una reunión con toda la plantilla a puerta cerrada donde se platicó seriamente y desde entonces, el América no volvió a perder un solo partido de Liga, es decir, desde el miércoles 22 de agosto, las Águilas permanecieron invictas durante cuatro meses lo cual se dice fácil, pero de ninguna manera lo es.

Desde luego que se mentiría al decir que América fue el que más brilló en la Liga MX durante este torneo, porque el Cruz Azul, con un futbol vistoso y efectivo acaparó las miradas de todos e incluso culminó la justa como superlíder; los de Coapa sólo en las jornadas 13 y 14 lideraron la tabla de posiciones y terminaron el torneo regular en segundo lugar, tres puntos debajo de los cementeros que obtuvieron 36 unidades. Pero la Liguilla, como se sabe, es otra cosa y ahí despacharon en línea a Toluca, Pumas y Cruz Azul.

De regreso al gran trabajo de Miguel Herrera-Santiago Baños, habría que destacar algunas situaciones que se dieron dentro del club y se resolvieron correctamente 1) La patada que le da en un entrenamiento a Agustín Marchesín en un entrenamiento al novato Arturo Sánchez y le entrada también en una práctica que le hace Bruno Valdéz a Diego Lainez al cual se lesionó y que se censuraron aquí (RS, edición 20). 2) Manejar las críticas ante la referida contratación de Cristian Insaurralde, quien prácticamente no tuvo minutos. 3) Soportar y adaptarse al terrible estado de la cancha del Estadio Azteca que al instalarle pasto híbrido, mostró deplorables condiciones que se ahondaron ante las torrenciales lluvias del año que termina, los conciertos organizados en el Coloso de Santa Úrsula y el continuo uso del campo por América, Cruz Azul y el equipo femenil de las Águilas.

Así también, 4) La eliminación de la Copa MX en penales ante el FC Juárez de la Primera A. 5) Las multas a jugadores Edson Álvarez, Roger Martínez y Bruno Valdéz por infracciones internas cuyos montos se acumularon y compraron pantallas que se rifaron entre el resto de los jugadores, lo cual originó buen ambiente y unión. 6) Superación a los finales cardíacos de los juegos que ya se tenían ganados, pero que por sobreestimar al rival se concluyeron de manera angustiosa como en los cuartos de final contra el Toluca. 7) Óptima relación con las jugadoras de la Liga Femenil, cuando incluso en una tarde, fueron ambos equipos al cine juntos.

Y ahí están los resultados: América Campeón de Liga MX, Campeón de Liga MX Femenil, campeón Sub17, 13 títulos de Liga con lo que se convierte en el más ganador. Habría que rescatarles su filosofía, pues siempre se han considerado el equipo más grande de México y al tener eso en la mente, al inculcarlo en sus jovencitos de fuerzas básicas y al plasmarlo en su afición, llegó el momento como en 2013, en que lo volvieron a conseguir. Agustín Marchesín lo dijo el 26 de septiembre, tres meses antes del Título: “Que vamos a ser campeones, que se queden con esa idea de que vamos a ir por el campeonato y que lo vamos a conseguir. Estamos en el equipo más grande de México”.

Este es entonces la clave del éxito. ¿Le parece que usted y yo nos leamos dentro de quince días?

Etiquetas
Ver más

Notas Relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button
Close